Access

You are not currently logged in.

Login through your institution for access.

login

Log in to your personal account or through your institution.

La caída de Cristóbal Colón

La caída de Cristóbal Colón: El juicio de Bobadilla

CONSUELO VARELA
Edición y transcripción de Isabel Aguirre
Series: Estudios
Copyright Date: 2006
Stable URL: http://www.jstor.org/stable/j.ctt6wptvz
Find more content in these subjects:
  • Cite this Item
  • Book Info
    La caída de Cristóbal Colón
    Book Description:

    De Cristóbal Colón se conocen muchos documentos, todos ellos favorables a su persona y obra, pues fueron escritos por él mismo o por sus amigos y allegados. Ahora, por primera vez, suena una voz diferente: se trata de la pesquisa que en 1500 le hizo el comendador Francisco de Bobadilla y que significó su destitución como virrey y gobernador de las Indias. Es un documento excepcional que nos muestra la cara oculta del almirante. La probanza, en la que declararon veintidós testigos, entre ellos fray Ramón Pané, ofrece a la historiografía una perspectiva absolutamente renovadora para estudiar los inicios de la colonización en el Nuevo Mundo y los primeros pasos del gobierno de Colón y sus hermanos.

    eISBN: 978-84-15817-33-8
    Subjects: History
    × Close Overlay

Table of Contents

Export Selected Citations
  1. Front Matter (pp. 1-8)
  2. Table of Contents (pp. 9-12)
  3. PRIMERA PARTE
    • PRÓLOGO (pp. 15-18)
    • CAPÍTULO I LA ESPAÑOLA HASTA 1500 (pp. 19-50)

      El 23 de agosto de 1500 llegaba Francisco de Bobadilla a Santo Domingo. Las noticias sobre el mal gobierno de Colón, transmitidas a la Corte española por las crecientes quejas de los colonos, obligaron a los reyes a tomar una decisión que no les debió de resultar nada fácil: enviar un juez que averiguarain situla situación de la colonia, destituyera al almirante y se hiciera cargo de la gobernación. Ya con anterioridad, Colón había recibido un serio aviso cuando en octubre de 1495 fue despachado a las Indias Juan Aguado con el encargo de hacerle una pesquisa; aquella...

    • CAPÍTULO II EL FRACASO DEL VIRREY (pp. 51-68)

      A todas luces el virrey había fracasado y los reyes, poco a poco, fueron perdiendo la confianza que habían depositado en su almirante de la mar Océano. Todo lo que se les contaba sobre las actuaciones en la Española tenía que inducirles a sospechar que los hermanos Colón eran excesivamente dados a la severidad y al uso de la fuerza. Eran, además, malos gobernantes, que ni siquiera habían conseguido dominar a su propia hueste. La empresa, al decir de muchos, iba a la deriva y en Castilla la opinión generalizada era que debían ser expulsados. Pese a todo, los monarcas...

    • CAPÍTULO III LA PROBANZA (pp. 69-84)

      Bobadilla comenzó a actuar con mayor libertad, no bien vio zarpar de Santo Domingo a los dos navíos que llevaban a los hermanos Colón presos. Ya nadie podía hacerle frente. A la vez que ordenó liberar a los encarcelados por el almirante y el adelantado, vendió las tierras diciendo que los monarcas sólo deseaban el dominio y procuró que las comprasen sus amigos a precios muy inferiores a su valor, a un tercio si hemos de creer a Las Casas y Hernando. Repartía pequeñas mercedes entre los españoles y él mismo se iba enriqueciendo con la almoneda de los bienes...

    • CAPÍTULO IV COLÓN CONTRA BOBADILLA (pp. 85-94)

      Para el nuevo gobernador, era importante saber desde el principio cuál había sido la actitud del almirante al conocer su llegada a la isla. Por ello, la primera pregunta, nada inocente, consistió en interrogar a los testigos si Colón había ordenado reclutar tanto indios como cristianos para ir en su contra e impedirle cumplir con la misión que tenía encomendada. Es más, ¿quería alzarse para entregar la isla a un príncipe extranjero, como se decía en la Península?

      Las deposiciones de los testigos nos permitirán ver cómo se fueron desarrollando los acontecimientos tanto en la Concepción, donde se encontraba el...

    • CAPÍTULO V LA CUESTIÓN RELIGIOSA (pp. 95-120)

      La segunda pregunta del interrogatorio versaba sobre un tema espinoso y delicado, ya que se requirió de los testigos que señalaran cuál era la razón por la que Colón impedía bautizar a los indígenas.

      En efecto, todo lo que tocaba a cuestiones de fe y administración de los sacramentos era susceptible de muy variadas interpretaciones, cosa que no se le escapaba a Bobadilla. Con esta simple pregunta —enunciada de tal manera que se daba por sentado que el almirante no dejaba cristianar a los indios— los testigos podían despacharse a sus anchas y explicar los motivos que, a su entender,...

    • CAPÍTULO VI LA JUSTICIA COLOMBINA (pp. 121-150)

      Diecisiete testigos fueron llamados a declarar en esta tercera pregunta del interrogatorio, que en la pesquisa recibe el nombre genérico de «Sobre lo de la justiçia». Los testigos debían de dar su parecer sobre la forma y manera en la que Colón administró justicia durante sus años de gobierno y, por ello, cada uno —de manera un tanto deslavazada— respondió recordando aquello que se le venía a la mente que más pudiera perjudicar al almirante, pues en esta pregunta parece que tan sólo se llamó a sus enemigos.

      Las declaraciones, repetitivas, tocan unos cuantos temas puntuales como si no hubiera...

    • CAPITULO VII LA IMAGEN DEL NUEVO MUNDO (pp. 151-166)

      Aunque la pesquisa a Colón tenía como objeto única y exclusivamente establecer la veracidad de los cargos que contra el almirante habían llegado a la Península, es evidente que su atenta lectura nos muestra una imagen de la vida de la colonia. Una suerte de fotografía que no es, en muchos casos, la que hasta la fecha nos ha llegado.

      Para estos primeros años, los más duros de la vida de la colonia, apenas poseemos información de primera mano. Dejando a un lado las cartas de Colón a su hijo Diego o a su amigo fray Gaspar Gorricio, no se...

  4. EPÍLOGO (pp. 167-172)

    El 20 de noviembre de 1500 llegaban los hermanos Colón a Cádiz. Desconocemos las incidencias de la travesía y los movimientos de los hermanos cuando desembarcaron. En la Península no se sabía quién venía en aquellos barcos, pues ningún navío había llegado desde que Bobadilla había zarpado para las Indias unos meses atrás. No parece probable que el capitán Alonso Vallejo, siguiendo las instrucciones recibidas por el comendador, los entregara al corregidor de Cádiz; y quizá hayamos de inclinarnos por suponer que juntos, el capitán y el piloto Andrés Martín de la Gorda, optaron por dejarlos en libertad. Ya se...

  5. SEGUNDA PARTE
    • INTRODUCCIÓN (pp. 175-179)

      Si Consuelo Varela soñaba con Colón, yo soñaba con Bobadilla. Desde la creación del Archivo de Simancas en 1540, tanto Carlos V como su hijo Felipe II siempre consideraron que la documentación generada en el reinado de los Reyes Católicos, a través de las distintas instituciones que conformaron la administración central, debían tener cabida en el depósito simanquino. En el año 1500, fecha de la pesquisa de Bobadilla, todos los asuntos se tramitaban y resolvían por los organismos de gobierno (Consejo Real, Cámara, Aragón, Órdenes e Inquisición), por los de hacienda (las Contadurías) y por los de justicia (las Audiencias...

    • LA PESQUISA DEL COMENDADOR FRANCISCO DE BOBADILLA (pp. 181-258)

      ... armas e pertrechos e mantenimientos e cavallos e ganados e otras qualesquier cosas de sus altezas que tenía en las dichas Yslas e tierra firme que las entregase e fiziese dar e entregar al dicho comendador Francisco de Bovadilla o a la persona o personas que su poder tuviese, e lo apoderase en lo alto e baxo e fuerte de las dichas fortalezas e casas e navíos e en todo lo otro a su voluntad, para que lo tuviese en tanto que la voluntad de sus altezas fuese, e que los resçiviese por inventario ante escrivano público e no...

  6. BIBLIOGRAFÍA (pp. 259-262)
  7. ÍNDICE ONOMÁSTICO (pp. 263-272)